Una transformación digital para la atención primaria de salud

laregunews
7 lectura mínima
La Declaración de Alma-Ata de 1978 confirmó que la atención primaria de salud es esencial para alcanzar el objetivo de salud para todos.  La declaración marcó un cambio de paradigma en el enfoque global de la salud al centrar la atención primaria de salud en las necesidades de las comunidades y en abordar las inequidades en salud.  Para construir sistemas nacionales de salud resilientes basados ​​en una atención primaria de salud renovada y fortalecida, es necesario mejorar los sistemas de información para la salud y ampliar el uso de tecnologías como la telemedicina en pos de la transformación digital del sector de la salud. 

La pandemia de la enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19) ha actuado como catalizador y acelerador del uso de tecnologías de la información y las comunicaciones en el sector de la salud, destacando la necesidad de la transformación digital de este sector. La transformación digital surge como una oportunidad para fortalecer y transformar los modelos de atención de salud, empoderando a los usuarios dentro de un modelo renovado de atención primaria de salud. Además, es imperativo abordar las cuestiones relacionadas tanto con las enfermedades no transmisibles como con las transmisibles, incluidas las condiciones endémicas y epidémicas. Para ello es necesario establecer sistemas de salud resilientes que respondan eficazmente a los brotes y pandemias y aborden los desafíos que plantean las enfermedades, junto con los aspectos esenciales de la prevención, como la inmunización y la salud maternoinfantil. La salud mental, que a menudo se pasa por alto, también es clave para el bienestar general y debe incluirse en los servicios de salud respaldados por la transformación digital.

Al fortalecer los sistemas de información para la salud  e implementar soluciones digitales ciberseguras, éticas e interoperables  , los gobiernos pueden mejorar la calidad y el acceso a los servicios de salud. Este enfoque también empodera a los pacientes y proveedores, facilitando la continuidad de la atención. Además, la transformación digital ofrece oportunidades para mejorar el autocuidado, promover la salud y el bienestar, mejorar la colaboración multidisciplinaria entre los profesionales de la salud y abordar las desigualdades en el acceso a la salud. Una transformación digital integral tiene el potencial de mejorar los resultados de salud para todos, permitiendo una población más saludable y un futuro más sostenible.  – 

La transformación digital en el sector de la salud no se trata solo de cómo utilizar las tecnologías de la información y las comunicaciones como herramientas de apoyo, ni de la modernización tecnológica únicamente. La transformación digital es un cambio cultural que debe considerar nuevos modelos de atención de salud, reingeniería de procesos, reorganización de sistemas y una comprensión más profunda del comportamiento y las habilidades digitales de las personas. Asimismo, dicha transformación requiere un nuevo enfoque multisectorial e interdisciplinario en el desarrollo e implementación de políticas públicas, marcos regulatorios y programas nacionales de alfabetización digital.

El poder de la transformación digital ha surgido como una oportunidad innovadora y esperanzadora para fortalecer la atención primaria de salud. Aprovechar la tecnología puede contribuir a la prestación de servicios de atención de salud accesibles, eficientes y equitativos para todos. La transformación digital marca una nueva era en la atención primaria de salud que empodera a los pacientes y las comunidades a través de un mejor acceso a la atención y la información; reduce las listas de espera y los costos; permite que los servicios de salud lleguen a las poblaciones más vulnerables; apoya la práctica colaborativa interprofesional; y facilita el acceso a la salud o a la comunidad en general. 

Para avanzar, los responsables de las políticas deben adoptar la transformación digital. Acelerar la implementación de una atención primaria de salud sólida significa repensar y aprovechar una sociedad digitalmente interdependiente e interconectada.  Para ello, los gobiernos necesitan modernizar o reformular políticas públicas, estrategias y planes de acción que optimicen la organización de los servicios de salud; aprovechar el poder de la telesalud (que incluye la telemedicina y la teleeducación en salud) dentro de las redes integradas de servicios de salud; aumentar la alfabetización digital del personal sanitario, los proveedores y los pacientes; y avanzar en la adopción de nuevos conceptos como conectividad y ancho de banda como nuevos determinantes de la salud. Se requerirá una mayor inversión en la cocreación de bienes públicos digitales que permitan el acceso universal a los registros médicos electrónicos, así como procesos de interoperabilidad transfronteriza; alfabetización digital desde los primeros años de escolaridad; y el desarrollo y adopción de marcos regulatorios sobre el uso de algoritmos abiertos de inteligencia artificial, entre otros.  ,  Para alcanzar estos objetivos, se necesita una mayor promoción, posicionamiento y liderazgo del sector salud en el marco de la transformación digital de las iniciativas de los gobiernos.

La transformación digital del sector de la salud, particularmente en la atención primaria de salud, requiere un enfoque de derechos humanos que garantice el acceso universal a la salud y la cobertura sanitaria universal. Es esencial abordar la brecha digital predominante, prestando atención a las poblaciones vulnerables y considerando principios de género, equidad y etnicidad. La equidad en salud abarca brindar igualdad de oportunidades a todos los individuos, al mismo tiempo que se esfuerza por eliminar las barreras discriminatorias en la atención médica. Al adoptar soluciones digitales centradas en la inclusión, la ética y la ciberseguridad, la comunidad sanitaria mundial y los gobiernos pueden revolucionar los modelos de atención sanitaria, empoderar a los pacientes y proveedores y crear sistemas de salud resilientes capaces de prevenir y abordar enfermedades de forma eficaz y promover el bienestar para todos.

Fuente: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC10753283/

Comparte este artículo
Deja un comentario
Seleccione su Moneda

Boletín Informativo

¡Forme parte de nuestra red para ser el primero en enterarse de nuestras novedades!

Verificado por MonsterInsights